Ya vimos todos los productos de plástico que usamos diariamente en el baño. Ahora veremos cómo lograr aseo personal y cero basura.

Lo más importante es, como siempre, ser conscientes de lo que estamos comprando. Los productos de aseo pueden ser de plástico como tal (en el caso de las máquinas de afeitar por ejemplo) o venir envueltos en diferentes capas de plástico (como los jabones en barra). Es importante saber que, aunque haya que esforzarse por cambiar hábitos de toda la vida, es posible dejar de producir basura desde el aseo personal.

Los materiales por excelencia son acero inoxidable, bambú y otros materiales compostables, reciclables o que duren toda la vida. Uno de los mejores ejemplos es la copita menstrual, un dispositivo de silicona grado médico que, en términos de protección y comodidad, no tiene igual, pero que además evita que miles de toallas higiénicas y tampones se conviertan en basura. Otro caso son las máquinas de afeitar metálicas, como las de hace años, a las que solo se les cambia la cuchilla (que debe ser responsablementedesechada).

En el caso de aquellos productos que no duran para siempre, tenemos los cepillos de dientes de bambú, las cremas dentales naturales que vienen en potes de vidrio, al igual que algunos desodorantes. En muchos lugares te rellenan el pote de shampoo, los venden en barra o incluso puedes hacerlo tu mismo (a) como nos enseña Mariana Matija en su blog.

En fin, las posibilidades son muchas, hay que investigar, mirar opciones y ser creativos para ayudarle al planeta.

  • Basura cero
  • Basura cero
  • Basura cero
  • Basura cero
  • Basura cero