No existe un comparativo suficientemente claro para poder “visualizar” el número de individuos animales que son asesinados cada año en el mundo para el consumo de los seres humanos.

Las cifras eclipsan cualquier otra estadística relacionada con explotación y maltrato animal: Solamente en los EE.UU más de 56 mil millones de animales son asesinados para “producir” carne. Esta cifra no tiene en cuenta las gallinas ponedoras ni las vacas lecheras, pero sí los más de 46mil millones de peces ( que nunca se tienen en cuenta 🤷🏽‍♀️) y los 8.648.756.000 (ocho mil seiscientos cuarenta y ocho millones setecientos cincuenta y seis mil) pollos explotados y masacrados.

En el mundo se tiene una cifra dada por las Naciones Unidas que habla de 68 mil millones de animales terrestres asesinados cada año (vacas, cerdos, pollos, cabras, búfalos, conejos, etc), junto a los más de 2 BILLONES de peces que se consumen en el mundo. Todos ellos individuos. Todos ellos seres con emociones e intereses propios.

En Colombia, el DANE (2020) estima que solo en el primer semestre de 2020 “el sacrificio de ganado vacuno (830.751 cabezas) creció 0,03% con relación al mismo trimestre de 2019” y el departamento con mayor número de animales asesinados fue Antioquia, donde se “sacrificaron” en el mismo periodo de tiempo 514.994 cerdos. En cuanto a la cría de pollos, es difícil estimar el número de animales sacrificados en Colombia, pues ni siquiera se tienen en cuenta el número de individuos sino las toneladas de carne producidas.

Estas cifras pueden hacer dos cosas: Escandalizar y motivar a un cambio, o ser minimizadas por ser simplemente números. Pero la verdad es que cada uno de esos individuos salvajemente asesinados quería vivir, deseaba continuar su vida con sus propios intereses (que no son ni tienen que ser iguales a los nuestros).

Estamos frente a un verdadero exterminio en masa de individuos que tuvieron la fatal fortuna de nacer en una especie equivocada y que por el mero hecho de que para los seres humanos “saben muy bien” son destinados a vidas enteras de sufrimiento y muertes prematuras y atroces.

Actualmente tenemos la forma de dejar de patrocinar la explotación y muerte de los animales cambiando a una alimentación natural, rica en nutrientes, saludable para nosotros y para el planeta, y sobretodo justa con las demás especies de animales con las que compartimos la tierra.

Si quieres conocer más sobre cómo llevar una alimentación basada en plantas escucha nuestro programa ¡Ládralo!

Todas estas cifras y muchas otras pueden encontrarse con sus respectivas fuentes aquí http://www.countinganimals.com/how-many-animals-does-a-vegetarian-save/